Citología, tricograma y frotis sanguíneo

La citología, el tricograma y el frotis sanguíneo son todas técnicas diagnósticas de muy bajo coste que proporcionan bastante información al veterinario para poder realizar un diagnóstico mucho más seguro y eficaz de las patologías que presentan las mascotas.

En en Centro Veterinario Ferropet podemos realizarlas todas, en caso de ser necesario para el diagnóstico de la enfermedad que padezca su mascota.

A continuación explicamos brevemente las aplicaciones más usuales de cada una de ellas:

Citología

Es una técnica que en determinados casos (otitis, pérdidas de pelo…) nos puede servir de diagnóstico de determinadas patologías. Con ella podemos observar parásitos (ácaros), hongos y bacterias. En esta técnica se realiza un estudio de las células, lo que nos permite determinar el origen de procesos patológicos infecciosos, inflamatorios, neoplásicos, así como la detección de agentes implicados, permitiendo comenzar así una línea de diagnóstico y determinar las causas de las algunas enfermedades de nuestras mascotas.

Tricograma

Es una técnica que se utiliza en casos en los que el paciente tenga problemas de piel, ya que nos sirve para determinar la presencia de hongos y ácaros. Es de gran ayuda en el caso de los gatos en los que hay pérdida de pelo y no se observa ningún síntoma más.

Frotis sanguíneo

Es una técnica muy valiosa a la hora de diagnosticar patologías en las que el problema se encuentra vía sangínea, como por ejemplo: filariosis, leishmaniosis, babesiosis, theileriosis…